Caixabank sofistica su red de sucursales y una de cada seis oficinas será ‘store’ en 2021

Caixabank revisa su red de distribución y la actualiza para dar respuesta a las necesidades de su nuevo cliente. La compañía ha empezado a extender su red de ‘stores’ en todo el territorio español con el objetivo de contar con 600 establecimientos de este tipo hasta 2021, tal y como detalla la entidad en su plan estratégico de 2019-2021.

Uno de los ejemplos de que la entidad quiere posicionar este modelo de tienda es la apertura de un establecimiento en uno de los tramos de la calle más cara de Barcelona, en un edificio del ‘family office’ catalán Casacuberta ubicado en el número 25 de la calle Portaferrisa, tal y como adelantó idealista/news. Además, la entidad también ha alquilado los bajos comerciales del Edificio Winterthur, en Francesc Macià, en plena Diagonal de Barcelona.

Caixabank opera con su concepto ‘store’, un nuevo modelo de atención personal que se inició en 2013 y que en la actualidad ya cuenta con 285 oficinas de este modelo en toda España. Al ofrecer una experiencia más personalizada, las ‘stores’ de Caixabank permiten la presencia de doce trabajadores frente a los cuatro que hay una oficina normal. Además, se pueden atender cerca de 7.800 clientes, casi tres veces más que en las agencias tradicionales.

Con esto formato comercial la entidad afronta el hecho de que las operaciones en oficina tienen cada vez menos valor añadido para el cliente. Así, en los últimos cuatro años, los ingresos y retiradas en efectivo han caído un 42%; mientras que las transferencias han caído un 35% o los ingresos de cheques se han reducido en más de un 52%.

Al mismo tiempo que Caixabank potencia su modelo store llevará a cabo una reorganización de la red comercial tradicional con el cierre de 831 sucursales hasta fijar el número total de locales en 3.640 en todo el país.